Únete a la misión

Vivimos en un tiempo de mucha confusión en el que necesitamos más que nunca la verdad de Dios para ser libres del engaño del pecado y las enseñanzas de la cultura. Somos peregrinas en este mundo, preparándonos para habitar eternamente con nuestro Señor y Salvador. Nuestro corazón es que seas transformada por las verdades de la Palabra de Dios, que es viva y eficaz para hacerlo. 

Nuestra misión es que toda mujer abrace Su diseño y viva en la libertad, plenitud y abundancia en Cristo al escuchar y leer las verdades bíblicas que exponemos. Esta misión no cambia porque nuestro Dios no cambia. Continuamos caminando hacia la meta que es Cristo, por eso estamos agradecidas que estés aquí.

Dios nos ha sostenido, no tenemos duda de eso, y lo ha hecho gracias a mujeres como tú, que siendo bendecidas con los recursos que hemos provisto, se han sumado a esta misión a través de lo que Dios les ha dado y de compartir nuestros recursos, así que ¡Gracias! ¡Gracias por ser parte de esta gran familia eterna! 

Si has sido bendecida por este ministerio, ¿considerarías en oración hacer una donación? ¡Sé parte! No hay donación pequeña, cada dólar que dones en este mes es de gran ayuda para nosotras, tanto como tus oraciones son necesarias como tu ayuda económica también. Confiamos que Dios sigue obrando a pesar de nosotras, Él nos hace parte de Su misión de hacer discípulos de Cristo ¡Tú estás aquí porque Él sigue salvando! 

Las mujeres tenemos un rol muy importante en nuestros hogares y en los lugares donde Él nos ha colocado para vivir conforme al diseño de Dios y con los dones que hemos recibido por gracia. Anhelamos ver esa vida plena, contenta y agradecida de toda mujer que ha sido rescatada por Cristo, de manera que seamos contracultura llamando a otras al mensaje del evangelio. En Aviva Nuestros Corazones queremos equiparlas en esta misión, ¡únete a nosotras hoy!

¡Juntas alcancemos a más mujeres con la esperanza del evangelio!

«ANC nos bendice a través de lo que hacen; abren nuestra mente y nos ayudan a enfocarla en lo más importante: nuestro llamado como madres, aún más en estos tiempos donde la sociedad grita otra cosa». –Claudia Cervantes, seguidora de Aviva Nuestros Corazones.

Hacer mi donación