Eso que más amas

Te has preguntado alguna vez, ¿qué es lo que más amo en la vida? No es una pregunta que nos hacemos comúnmente pero que deberíamos hacerla siempre a nuestro corazón.

“Porque donde esté tu tesoro, allí estará también tu corazón”. Mateo 6:21

Un tesoro es lo más valioso que una persona pueda tener, y no necesariamente se refiere a algo material. Algunos ejemplos podrían ser tu carrera, tu novio, tu familia, tus amigos, tus talentos, tus riquezas. Hay muchas cosas que sin darnos cuenta se convierten en lo más importante para nosotros.

Un joven rico le preguntó a Jesús, acerca de qué debía hacer para obtener la vida eterna. Era un joven que había cumplido los mandamientos y la ley, pero le faltaba entregar lo que más amaba. Leamos un poco de la conversación de Jesús con él, en Mateo 19:21-22:

“Jesús le dijo: Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme. Oyendo el joven esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones”.

Podemos ver que las riquezas eran la prioridad de este joven, cuando lo primero debía ser, “Amar y seguir a Jesús”.

Como contraste, podemos ver la vida de Zaqueo, era un hombre muy rico. Jesús tuvo un encuentro con él, hablaron, cenaron juntos esa noche, y su corazón fue transformado. Este hombre amaba las riquezas, era un recaudador de impuestos, pero al “Amar y seguir a Jesús”, su perspectiva de ver la vida y sus prioridades cambiaron. Leamos un poco de la reacción de Zaqueo:

“Y Zaqueo, puesto en pie, dijo al Señor: He aquí, Señor, la mitad de mis bienes daré a los pobres, y si en algo he defraudado a alguno, se lo restituiré cuadruplicado. Lucas 19:8

Al ver estas dos historias, ¿con cuál te identificas tú? Uno decidió amar más las cosas de este mundo y el otro decidió amar las cosas del Reino de Dios. Esto es solo un ejemplo de cómo las riquezas pueden convertirse en un ídolo del corazón, pero puede ser que para ti lo sean otras cosas.

La Biblia nos habla de poner a Dios en primer lugar en nuestras vidas.  No solo como una sugerencia, sino como un mandato:

“Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente”. Mateo 22:37

Quiero proponerte un pequeño reto de autoevaluación. Esta noche antes de dormir toma un cuaderno y lápiz, y haz una lista de las 5 cosas que son más importantes en tu vida, esas cosas que más amas. Piensa en el tiempo que dedicas a cada una de ellas, después reflexiona acerca el tiempo que dedicas a Dios y a las cosas de Su Reino. Esto te puede ayudar a identificar cuáles son las prioridades para  ti.

Esto es algo que me está ayudando mucho para mantener la mirada en Cristo. Puedes repetir esto siempre que quieras, para estar atenta de cómo está tu corazón.

El siguiente paso luego de hacer tu lista es orar a Dios pidiéndole que te ayude a que Él sea el centro de tu vida.  Confiesa delante de Él, esas cosas que se están convirtiendo en ídolos para ti. Arrepiéntete. Él está listo para perdonar siempre que vengas a Él y te aseguro que te ayudará en esta petición que le estás haciendo.


¿Cuál fue tu experiencia haciendo el reto de examinar tu corazón? Compártelo con nosotras en la sección de comentarios.

Compartir el Amor

Como ministerio nos esforzamos por hacer publicaciones de calidad que te ayuden a caminar con Cristo. Si hoy la autora te ha ayudado o motivado, ¿considerarías hacer una donación para apoyar nuestro blog de Joven Verdadera?

Donar $3

Sobre el autor

Albelina  Reyes Gómez

Albelina Reyes Gómez

Albelina disfruta de dar consejos a través de la Palabra de Dios a adolescentes y jóvenes. Es voluntaria de varias organizaciones que promueven las misiones, y dar a conocer a Cristo en su país, Republica dominicana. Le encanta escribir, anécdotas y sobre las cosas que aprende a través de las circunstancias y el día a día, en su tiempo libre, le gusta pintar y tocar guitarra. Es su deseo que toda mujer pueda experimentar y conocer el amor y los grandes propósitos de Dios para sus vidas.

¡Hey chicas! Nos encanta escuchar de ustedes, pero nos sentimos limitadas por las formas en que podemos ayudarlas.

Si buscas consejo te animamos a hablar primero con tu pastor o una mujer piadosa en tu vida, ya que ellos sabrán más detalles de ti y te darán seguimiento y ayuda.Lo publicado en la sección de comentarios no necesariamente refleja el punto de vista de Aviva Nuestros Corazones.

Nos reservamos el derecho de remover opiniones que puedan no ser de ayuda o inapropiadas. Puede ser que editemos o removamos tu comentario si: * Requiere o contiene información personal como emails, direcciones, teléfonos. *Ataca a otras lectoras. * Utiliza lenguaje vulgar o profano.

Únete a la discusión