La meta del día

Vivimos en tiempos donde pareciera que el día no es suficientemente largo para todo lo que tenemos que hacer. Desde que nos levantamos por la mañana estamos haciendo listas mentales de las cosas que tenemos por delante; desde la ropa que nos vamos a poner,  la comida que hay que preparar, los compromisos, las citas, el trabajo, la escuela, la universidad, en fin; es una lista sin fin.  Al llegar la noche caemos rendidas en la cama, esperando sus nuevas misericordias del día siguiente para tener las fuerzas de volverlo a hacer todo de nuevo.

Y sumado a todas estas actividades y compromisos también debemos tomar decisiones, algunas muy importantes y otras no tan relevantes, pero decisiones al fin. Pareciera que no hay tiempo para pensar y orar sobre ellas; tampoco encontramos el tiempo evaluar las consecuencias.

Pienso en las madres jóvenes que no tienen tiempo ni para ir al baño y mucho menos para dormir. Día a día rinden sus vidas para servir a sus familias, envueltas en un remolino de actividad y llenando la necesidad de todo el mundo al mismo tiempo. ¿Cómo sobrevivir?

Sostenida por Su gracia. Guiada por Su Espíritu.

Es sencillo. En medio de nuestros torbellinos Su Palabra nos recuerda que Su gracia está ahí, disponible para nosotras. Somos fortalecidas y sostenidas por esa gracia que Él nos promete en cada momento.

Y como si esto no fuera suficiente, Su Espíritu guía nuestros pasos. Dios mismo está comprometido con nuestra vida; Él nos guía por el camino de Sus propósitos y si le pertenecemos, no hay nada que temer. Él guía nuestros pasos, no solo hoy, sino durante toda la eternidad.

Pues de su plenitud todos hemos recibido, y gracia sobre gracia. Juan 1:16

¿Cuál debe ser tu meta de hoy?  Ser sostenida por Su gracia y ser guiada por Su Espíritu. Esa es Su voluntad para ti hoy. Descansa en esa verdad. Todo lo demás es ruido.

 

Ayúdanos a llegar a otras

Como ministerio nos esforzamos por hacer publicaciones de calidad que te ayuden a caminar con Cristo. Si hoy la autora te ha ayudado o motivado, ¿considerarías hacer una donación para apoyar nuestro blog de Mujer Verdadera?

Donar $3

Sobre el autor

Laura González de Chávez

Laura González de Chávez

Laura vive en Oklahoma City, Estados Unidos. Es esposa de Fausto. Su pasión es discipular a las mujeres de todas las edades con el fundamento sólido de la Palabra de Dios y ayudarlas a vivir de acuerdo a la fe que han abrazado. Laura es consejera bíblica en su iglesia y mentora de muchas mujeres jóvenes. Actualmente dirige el ministerio de Aviva Nuestros Corazones, una labor que le ha ayudado a alcanzar a las mujeres de su generación con el mensaje del Evangelio y de la feminidad bíblica. También produce, junto a su esposo, el programa radial semanal "Un Hogar Sobre la Roca", que busca contribuir a redimir el diseño de Dios para la familia. Laura tiene una hija, Sarah, casada con Jonathan, y cuatro hermosos nietos, Zoë, Noah, Joy y Levi. 

Únete a la discusión