Mujer Verdadera 365 Podcast

— Reproducción de audio —

Día 71 | Jueces 4 – 6

Día 71 – marzo 12

Jueces 4 – 6

De nuevo vemos el ciclo repetirse: los hijos de Israel «hacen lo malo ante los ojos de Jehová» y Él los entrega en manos de sus opresores. En esta porción vemos dos nuevos e improbables jueces levantarse: una mujer y un hombre temeroso, de poca fe.

Débora

Muchas veces se usa el ejemplo de Débora para enseñar acerca del empoderamiento de la mujer. Pero si estudiamos la historia detenidamente nos damos cuenta de que, a diferencia de los demás jueces que fueron levantados por Dios para liberar a Israel, Débora se levanta como «madre de Israel»(v. 5:6-7) para alentar a los hombres que Él había llamado:

«Y ella envió a llamar a Barac hijo de Abinoam, de Cedes de Neftalí, y le dijo: ¿No te ha mandado Jehová Dios de Israel, diciendo:Ve, junta a tu gente en el monte de Tabor, y toma contigo diez mil hombres de la tribu de Neftalí y de la tribu de Zabulón; y yo atraeré hacia ti al arroyo de Cisón a Sísara, capitán del ejército de Jabín, con sus carros y su ejército, y lo entregaré en tus manos?» (vv. 4:6-7)

Débora era una mujer de gran fortaleza y de sabiduría. Dios la usa para tratar con la cobardía de Barac; ella fue una ayuda para él, motivándolo a cumplir los propósitos de Dios a través de su vida. Ella exhortó al hombre que Dios había levantado para llevar a cabo una labor de liberación. Debora no peleó en la batalla, pero alentó la fe de los guerreros. 

En la Palabra de Dios, vemos que Dios usa el liderazgo de la mujer de forma diferente al de los hombres. La mujer pone en funcionamiento sus dones, su sabiduría, con el propósito de colaborar de manera complementaria junto al hombre. Vemos algo interesante en el salón de la fe de Hebreos 11 con relación al papel que jugó Débora en este relato: 

«¿Y qué más diré? Pues el tiempo me faltaría para contar de Gedeón, Barac, Sansón, Jefté, David, Samuel y los profetas; quienes por la fe conquistaron reinos, hicieron justicia, obtuvieron promesas, cerraron bocas de leones, apagaron la violencia del fuego, escaparon del filo de la espada. Siendo débiles, fueron hechos fuertes, se hicieron poderosos en la guerra, pusieron en fuga a ejércitos extranjeros». –Hebreos 11:32-34

  • ¿Quién brilla por su ausencia? ¿Qué implicaciones tiene esto en cuanto al llamado o tipo de liderazgo de Débora? 

La época de los jueces fue un periodo vergonzoso para Israel, y Dios usa al «sexo debil» para hacer que Sus propositos se cumplan. No solo funge Débora un rol preponderante en la liberación, sino también Jael (otra mujer), termina siendo el instrumento en las manos de Dios. Mientras Sísara buscaba esconderse, esta mujer obra astutamente y lo mata, trayendo liberación a Israel. 

Cuando estamos dispuestas a colocarnos en las manos de Dios, cuando nos hacemos disponibles para que Él nos use, colaboramos con Sus propósitos divinos.

  • ¿Eres una mujer disponible para Dios? ¿Has dispuesto tu vida para servirle con tus dones y talentos como mujer?
  • ¿De qué forma alientas a los hombres de tu vida o familia para que cumplan su función de líderes? 

Gedeón

Gedeón fue visitado por el Ángel de Jehová, quien le dio instrucciones de salvar a Israel de manos de los madianitas. Gedeón luchaba con el temor y la incredulidad, siempre tratando de obtener señales de parte de Dios para «confirmar» si Dios realmente estaba con él o le habría hablado.

A la luz de sus temores, me llama la atención la forma como el Ángel de Jehová describe a Gedeón cuando se dirige a él: «varón esforzado y valiente» (v. 6:12). 

  • ¿Qué te enseña esto acerca del potencial que Dios ve en ti y en mi cuando Su Espíritu de poder está en nosotras?

Observa la respuesta de Gedeón luego de escuchar de la boca del Ángel que era un varón esforzado y valiente y que Jehová estaba con él:

«Ah, señor mío, ¿con qué salvaré yo a Israel? He aquí que mi familia es pobre en Manasés, y yo el menor de la casa de mi padre». 

  • ¿En alguna ocasión, como Gedeón, has dudado del poder de Dios en ti? ¿Alguna vez te has amedrentado ante algo que Dios te pide hacer, con la excusa de que no estás debidamente preparada o equipada? ¿Cómo te alienta esta historia?

Y aun en medio de los temores de Gedeón y de querer confirmar una y otra vez si el Señor realmente estaba con Él, el Señor le responde en cada ocasión. ¿Qué te enseña esto acerca de la paciencia, gracia y amor de Dios?

«Como un padre se compadece de sus hijos, así se compadece el Señor de los que le temen.Porque Él sabe de qué estamos hechos, se acuerda de que solo somos polvo». –Salmos 103:13-14

  • Lee 1 Corintios 1:27. ¿Qué te enseña esto acerca de las personas que Dios usa? 

Gedeón era un hombre falible como cualquier otro, pero Dios lo escogió para hacer proezas extraordinarias y liberar a Israel de sus enemigos. La fe en Dios (no en su fortaleza o equipamiento), la fe que Él actuaría con Su poder, es lo que llevó a Gedeón a la victoria (vv. 6:14).

*Ofertas disponibles solo durante la emisión de la temporada de podcast.

Compartir el Amor

Nuestro equipo ama hacer publicaciones de calidad que te ayuden a caminar con Cristo. Si el podcast y devocional de hoy te ha ayudado o motivado, ¿considerarías donar hoy para ayudar a cubrir los costos y expandir el mensaje?

Donar $5

Sobre el maestro

Laura González de Chávez

Laura González de Chávez

Laura vive en Illinios, Estados Unidos. Es esposa de Fausto. Su pasión es discipular a las mujeres de todas las edades con el fundamento sólido de la Palabra de Dios y ayudarlas a vivir de acuerdo a la fe que han abrazado. Laura es consejera bíblica y mentora de muchas mujeres jóvenes. Actualmente dirige el ministerio de Aviva Nuestros Corazones, una labor que le ha ayudado a alcanzar a las mujeres de su generación con el mensaje del Evangelio y de la feminidad bíblica. También produce, junto a su esposo, el programa radial semanal "Un Hogar Sobre la Roca", que busca contribuir a redimir el diseño de Dios para la familia. Laura tiene una hija, Sarah, casada con Jonathan, y cuatro hermosos nietos, Zoë, Noah, Joy y Levi. 

Regístrate para recibir recordatorios por correo electrónico

Únete a la conversación