Ideas de cómo servir en Navidad (Cómo expresar tu diseño {ezer} en Navidad)

  • Disponte a lavar los platos durante una semana en casa sin que te lo pidan. (O cualquier otro oficio que no acostumbres a hacer.)
  • Cuida los niños de una mujer que no tenga ayuda en casa para que ella pueda dormir. Bono: Regálale una tarjeta de regalo de un salón de belleza.
  • Ve a la juguetería, compra un regalo (puede ser algo sencillo) y dalo a un niño pobre en la calle. Bono: compártele el Evangelio mientras lo haces.
  • Haz brownies o cualquier postre y regálalos a los líderes o pastores de la iglesia. (No olvides incluir una nota que los anime en la obra del ministerio)
  • Limpia tu closet y dona la ropa que no estés usando con personas que lo necesiten. Bono: comparte una de tus piezas favoritas.
  • Da una ofrenda a alguien en necesidad o a alguna causa misionera. (Asegúrate de tener la autorización de tus padres y que no sea de lo que te sobre.)
  • De la cena de Navidad de tu casa, sirve un plato y llévalo a alguien en necesidad.
  • Llama a hermanos de tu iglesia y pregúntales motivos por cuales motivos puedes orar por ellos, luego tómate el tiempo y hazlo.
  • Reúne a algunos amigos y entre todos colaboren con los regalos de alguna madre soltera o viuda que tenga necesidad en la iglesia.
  • Haz una limpieza de tu armario (y si puedes de los del resto de tu familia) y dona todas esas cosas a una familia que sabes que lo necesita. ¡Apúntales con una notita a cómo Jesús, el verdadero regalo nos vino a cubrirnos de la ira de Dios por nuestros pecados!
  • Ofrécete a ayudar con la cena navideña en algún refugio, asilo u orfanato cercano a tu iglesia o tu casa.
  • ¡Anima a los demás! Haz tarjetas de Navidad llenas del ánimo que trae la Palabra de Dios con un grupo específico de tu congregación: las madres jóvenes, las madres con el nido vacío, las abuelas … ¡Tú decides! Si tu iglesia es MUY grande selecciona 10 o 15 personas dentro de alguno de esos grupos.
  • A todas nos encantan los dulces, ¡y sobre todo en navidad! Algo que pudieras hacer en esta navidad como un gesto de amor y a la vez para llevar el mensaje de la cruz a aquellos que no conocen a Jesús, es preparar algunas bolsitas o cajitas con dulces (puedes hacerlos tú misma o comprarlos listos) y ponerle a cada uno una nota con algún pasaje bíblico que muestre la hermosa verdad de que en la navidad celebramos el gran regalo, que es Cristo nuestro salvador. Esos regalitos pudieras dárselos a tus vecinos y por qué no, ¡también a aquellos que viven en tu misma casa!
  • Si en tu familia hay niños pequeños, ofrécete a cuidarlos o entretenerlos durante la cena de navidad o año nuevo para que sus padres puedan descansar un poco y disfrutar sin preocupaciones (es un sacrificio, pero recuerda que Cristo se sacrificó por nosotros ;) )
  • ¿Tus padres acostumbran a regalarte en Navidad? Este año diles que te den tu dinero en efectivo y anima a tus amigas a que hagan lo mismo, pueden juntar todo el dinero para comprar regalos a niños de un orfanato o donarlo a una iniciativa de tu iglesia que haga esto. No tienen que ser regalos caros, cualquier cosa le alegrará el día a esos niños. (¡Den tan gratuitamente como han recibido! - Mateo 10:8b NTV)
  • Si tu familia está organizando una cena de navidad en tu casa, al otro día despiértate tempranito en la mañana para recoger la casa y lavar los platos de la noche anterior antes de que ellos despierten. Déjales una nota expresándoles tu amor y agradecimiento por ellos.

Y si quieres llevar esto a un nivel más extremo puedes hacer algunas de estas cosas de manera anónima. Dejar los regalos en la puerta o pasarlos por debajo.Algo te aseguro: Quizás te duela un poquito pero ¡vas a experimentar mucho gozo!

Ayúdanos a llegar a otras

Como ministerio nos esforzamos por hacer publicaciones de calidad que te ayuden a caminar con Cristo. Si hoy la autora te ha ayudado o motivado, ¿considerarías hacer una donación para apoyar nuestro blog de Joven Verdadera?

Donar $3

¡Hey chicas! Nos encanta escuchar de ustedes, pero nos sentimos limitadas por las formas en que podemos ayudarlas.

Si buscas consejo te animamos a hablar primero con tu pastor o una mujer piadosa en tu vida, ya que ellos sabrán más detalles de ti y te darán seguimiento y ayuda.Lo publicado en la sección de comentarios no necesariamente refleja el punto de vista de Aviva Nuestros Corazones.

Nos reservamos el derecho de remover opiniones que puedan no ser de ayuda o inapropiadas. Puede ser que editemos o removamos tu comentario si: * Requiere o contiene información personal como emails, direcciones, teléfonos. *Ataca a otras lectoras. * Utiliza lenguaje vulgar o profano.

Únete a la conversación