Igual valor, roles diferentes

Nancy DeMoss Wolgemuth: Dios el Padre, Dios el Hijo y Dios el Espíritu Santo nos enseñan algo importante acerca de las diferencias entre los hombres y las mujeres.

Cada miembro de la Trinidad es igual a los demás.  Con atributos idénticos. Todos son igualmente importantes.

Aun así, los miembros de la Trinidad realizan distintas funciones y tienen roles diferentes. Por ejemplo, cuando estuvo en la tierra, con frecuencia Jesús dijo cosas como “El Hijo no puede hacer nada por sí mismo, sino lo que ve que hacer al Padre.”  Jesús abrazó Su papel, obedeciendo al Padre, sin que por ello se disminuyera Su valor como Dios.

Lo mismo es verdad en la relación entre los hombres y las mujeres.  Cada uno tiene el mismo valor, aunque de manera individual es llamado a abrazar su rol único diseñado por Dios.  Las diferencias entre los roles del hombre y de la mujer en el hogar y la iglesia son honrosas porque reflejan la belleza del orden y los propósitos de Dios.

¿Quieres ser como Jesús? Acepta con gozo el rol para el cual has sido diseñada.

En Busca de Dios con Nancy DeMoss Wolgemuth

 

Ayúdanos a llegar a otras

Como ministerio nos esforzamos por hacer publicaciones de calidad que te ayuden a caminar con Cristo. Si hoy la autora te ha ayudado o motivado, ¿considerarías hacer una donación para apoyar nuestro blog de Mujer Verdadera?

Donar $3

Sobre el autor

Nancy DeMoss Wolgemuth

Nancy DeMoss Wolgemuth

Nancy DeMoss Wolgemuth ha tocado millones de vidas de mujeres alrededor del mundo a través de sus programas de radio (Aviva Nuestros Corazones, Revive Our Hearts y Seeking Him), y libros.

Únete a la conversación