Cómo cultivar un corazón enseñable | Semana 10 | Club de lectura: Chicas sabias

¡No puedo creer que llegamos al final de nuestro club de lectura Chicas Sabias! Hoy concluimos algo que  enfatizamos muy a menudo en el blog: la importancia de cultivar un corazón enseñable. Creo que este es el punto desde donde fluyen los demás, porque sin un corazón enseñable jamás aprenderemos cómo vivir de una manera sabia para la gloria de Dios.

Aquí les dejo el último vídeo blog del club, veremos las 3 cualidades de las mujeres que no poseen un espíritu dispuesto a ser instruido. Identifica si alguna de ellas están presentes en tu forma de vivir.

 

¡Qué bueno es saber que en Cristo hay esperanza para las simples, las insensatas y las burlonas! Si Dios te dio convicción de pecado con relación a este tema o cualquier a lo largo de la lectura del libro, corre a Cristo en arrepentimiento. Él es fiel para perdonar a aquellas que están dispuestas a abandonar sus pecados. Deposita toda tu confianza en su obra en tu lugar.

¿Qué tal si tomas un tiempo de oración? Te compartiré los puntos de contraste de una chica sabia y una necia para que los uses para presentar tu vida al Señor y pedirleque te ayude a caminar bajo su temor.

  1. Corazón. ¿Qué ocupa el primer lugar de mis afectos?
  2. Consejo. ¿Obtengo mi instrucción del mundo o de la Palabra de Dios?
  3. Acercamiento. ¿Quién dirige mi historia de amor?
  4. Actitud. ¿Es mi disposición desafiante y ruidosa o es serena y dócil?
  5. Hábitos. ¿Son mis rutinas caracterizadas por la autocomplacencia o la disciplina?
  6. Centro de atención. ¿Qué gobierna mi atención?
  7. Aspecto. ¿Es mi forma de vestir indecorosa y provocativa o es decente y moderada?
  8. Lenguaje corporal. ¿Es mi conducta no verbal sugestiva o recatada?
  9. Roles. ¿La forma en la que interactúo con otros es dominante o sumisa?
  10. Conducta sexual. ¿Es mi comportamiento sexual puro o impuro?
  11. Límites. ¿Soy precavida al establecer límites o soy vulnerable?
  12. Autenticidad. ¿Soy coherente con lo que hago en mi vida pública y en mi vida privada?
  13. Necesidad. ¿De quién dependo para cumplir mis anhelos? ¿De Dios o de las personas?
  14. Posesiones. ¿Cómo gestiono mis recursos y mi dinero? ¿Con prudencia o con irracionalidad?
  15. Derechos. ¿Exijo o renuncio a la gratificación?
  16. Confiabilidad. ¿Soy digna de confianza o soy poco fiable?
  17. Forma de hablar. ¿Es mi forma de hablar excesiva, falsa y manipuladora o es contenida sincera y auténtica?
  18. Influencia. ¿Soy de influencia negativa o positiva para quienes me rodean?
  19. Sostenibilidad. ¿Soy capaz de nutrir las relaciones o soy un agente de deterioro?
  20. Disposición a aprender. ¿Cultivo un corazón enseñable o desprecio la instrucción?

¡Gracias por llegar hasta el final! Oro que Dios levante a una generación de jóvenes sabias que marquen la diferencia y adornen el Evangelio con sus vidas.

Antes de irme… ¿sabías que el lunes iniciamos un nuevo club de lectura? En esta ocasión, nuestra hermana mayor, Mujer Verdadera estará dirigiéndolo y nosotras nos vamos a unir. Se trata del libro Adornadas: Viviendo juntas la belleza del Evangelio, escrito por Nancy DeMoss Wolgemuth. Conoce los detalles aquí.

Compartir el Amor

Como ministerio nos esforzamos por hacer publicaciones de calidad que te ayuden a caminar con Cristo. Si hoy la autora te ha ayudado o motivado, ¿considerarías hacer una donación para apoyar nuestro blog de Joven Verdadera?

Donar $3

Sobre el autor

Betsy Gómez

Betsy Gómez

Hija y sierva de Dios por gracia, esposa de Moisés, madre de Josué y Samuel, portadora de un ferviente anhelo por llevar el evangelio a las siguientes generaciones. Forma parte del ministerio para mujeres Aviva Nuestros Corazones, administrando los blogs Mujer Verdadera y Joven Verdadera. Además supervisa el área de Media. Actualmente está cursando un M.A. en Ministerio a Mujeres en el Southeastern Baptist Theological Seminary. Escribe en Aviva Nuestros Corazones, en su blog personal y contribuye en Coalición por el Evangelio.

¡Hey chicas! Nos encanta escuchar de ustedes, pero nos sentimos limitadas por las formas en que podemos ayudarlas.

Si buscas consejo te animamos a hablar primero con tu pastor o una mujer piadosa en tu vida, ya que ellos sabrán más detalles de ti y te darán seguimiento y ayuda.Lo publicado en la sección de comentarios no necesariamente refleja el punto de vista de Aviva Nuestros Corazones.

Nos reservamos el derecho de remover opiniones que puedan no ser de ayuda o inapropiadas. Puede ser que editemos o removamos tu comentario si: * Requiere o contiene información personal como emails, direcciones, teléfonos. *Ataca a otras lectoras. * Utiliza lenguaje vulgar o profano.

Únete a la discusión