Podcast Aviva Nuestros Corazones

Recursos del Episodio

Carmen Espaillat: Nancy DeMoss de Wolgemuth nos pregunta: “¿Estás preparada para el regreso de Jesús?”

Nancy DeMoss Wolgemuth: El regreso inminente de Cristo significa que puede ocurrir en cualquier momento. Es por esa razón que debemos estar preparadas. Será repentino. Será rápido. Será inesperado. No podemos saber cuándo sucederá, así que debemos estar preparadas porque será inminente— sucederá en cualquier momento.

Carmen: Estás escuchando Aviva Nuestros Corazones con Nancy DeMoss de Wolgemuth, en la voz de Patricia de Saladín.

En el primer siglo Jesús dijo: “Vengo pronto”. Eso fue hace más de 2000 años. ¿Falló Cristo en cumplir esa promesa? Nancy nos hablará sobre este tema continuando en la serie titulada, “Aliento para perseverar”.

Nancy: Alrededor del dial de un reloj en una iglesia en Estamburgo, Francia están las siguientes palabras: “A una de estas horas el Señor vendrá”. La segunda venida, escuché mucho sobre este tema en mi adolescencia, y estoy tratando de recordar por qué. En 1969 quizás algunas de ustedes recordarán cuando salió al aire la canción de Larry Norman. I wish we’d all been ready, que en español sería algo como “Deseo que hubiéramos estado preparados.” Y sé que algunas si la conocen comienzan a recordar y quizás a unir estos puntos. Otra fue esta titulada “The son has come and you’ve been left behind”, “El hijo vino, y tú te quedaste atrás”. Fue una canción muy popular y recibió mucha atención del público.

Ahora, en 1970 Hal Lindsay escribió “La Agonía del Gran Planeta Tierra”. En los primeros 8 años ese libro vendió 9 millones de copias, que para su época era sin precedentes para un libro cristiano. Ese libro nunca ha estado fuera de edición. Y al día de hoy ha sido publicado en 54 idiomas. Y ha vendido más de 35 millones de copias. 

Ese libro comparaba las profecías del tiempo del fin en la Biblia con los eventos que estaban ocurriendo durante la época, tratando y probablemente prediciendo los escenarios y situaciones futuras que conducían a lo que Hal Lindsay creía que era el rapto de los creyentes antes de la gran tribulación y de la segunda venida de Cristo para establecer Su Reino de mil años aquí en la tierra.

Y eso nos dice de donde venía Hal Lindsay en términos de los que los teólogos llaman escatología. Que es el estudio de las cosas futuras. Ahora, como vimos en la última sesión el tema del rapto y la Gran Tribulación… Si no has tenido la oportunidad de escucharla puedes volver atrás y encontrarlo en www.AvivaNuestrosCorazones.com. Puedes escuchar el programa o leer la transcripción.

En ese programa básicamente plantea la posición de que no sé cuál posición es la correcta, en cuanto a si los cristianos estarán aquí en la tierra durante la Gran Tribulación o si serán raptados antes de la Gran Tribulación.

Ahora si creciste en los círculos como en los que yo crecí, puede ser que pienses que acabo de decir algo que es herético, porque crecimos con una gran cantidad de conferencias sobre profecías. Y esa era la posición que muchos tomaron en los años 70s y 80s — este rapto pretribulacional. Y tengo un gran respeto hacia aquellos que toman esa posición. Porque, existe mucha evidencia bíblica que la apoya. Solo que no creo que sea lo suficientemente clara, para poder decir que estoy segura de que eso es así. Pero, puedes estudiarlo por ti misma y determinar lo que piensas acerca de todo esto.

Recuerdo esas conferencias sobre profecías mientras crecía. Yo amo la Palabra de Dios. Y me encanta predicar la Palabra. Amo las conferencias bíblicas. Pero cuando entraban en ese tema de la profecía me sentía como fuera de sitio. Y tenían todas estas estadísticas, diagramas, secuencias, y no estoy orgullosa de esto que voy a decir, pero realmente no estaba interesada en los detalles de cómo y cuándo exactamente y en qué orden todo eso iba a suceder. Me parecía todo muy confuso.

Así que salté ese curso, y ahora que he estado estudiando este pasaje, deseo haber prestado un poco más de atención cuando hablaban acerca de ese tema. El Señor me ha dado la oportunidad de volver a estudiar algunos de estos preciosos pasajes y de abrazar con interés un tema tan importante en las Escrituras como lo es el de la venida de Cristo, la segunda venida de Cristo a la tierra.

El Señor volverá a cualquier hora. La segunda venida es un tema prominente en el libro de Apocalipsis. Lo puedes ver en 7 ocasiones donde Cristo utiliza el término para referirse a Él mismo y para otras referencias de la venida de Cristo. 

Déjame leerte algunas, para que sientas la sensación de la que estoy hablando. He pasado este año y medio viviendo en el libro de Apocalipsis. Y no hay manera de escapar del tema de que Cristo volverá. Déjame leerte los versículos:

Capítulo 1, versículo 7:

He aquí, viene con las nubes y todo ojo le verá, aun los que le traspasaron; y todas las tribus de la tierra harán lamentación por Él; sí. Amén.

Y a medida en que examinamos las siete cartas a las iglesias que hemos estado estudiando en estas semanas, cinco de esas siete cartas a las iglesias hacen referencia a la venida de Cristo. Ahora, no todas hacen referencia la segunda venida— lo que conocemos como la segunda venida de Cristo. En tres casos Cristo hace una advertencia a la iglesia de que Él viene a traer disciplina en las congregaciones que no se arrepientan. Así que esa venida puede ser inmediata o antes de la segunda venida de Cristo.

Escucha algunas de las palabras de Cristo, a la iglesia de Éfeso, Él dijo: “Recuerda, por tanto, de dónde has caído y arrepiéntete, y haz las obras que hiciste al principio; si no, vendré a ti y quitaré tu candelabro de su lugar, si no te arrepientes”. (Apocalipsis 2:5)

También otra palabra de advertencia es a la iglesia en Pérgamo: “Por tanto, arrepiéntete; si no, vendré a ti pronto y pelearé contra ellos con la espada de mi boca”. (Ap 2:16) Y hemos visto estos pasajes en las últimas semanas.

También a la iglesia en Tiatira, Jesús le dice en el capítulo 2, “No obstante, lo que tenéis, retenedlo hasta que yo venga”. (Ap 2:25) Probablemente refiriéndose a la segunda venida de Cristo.

Luego a la iglesia en Sardis en el capítulo 3, “Acuérdate pues, de lo que has recibido y oído; guárdalo y arrepiéntete. Por tanto, si no velas, [esta es la iglesia que pensaban que estaban vivos, tenían un nombre de estar vivos, la reputación de estar vivos, pero estaban realmente muertos]. vendré como ladrón, le dice el Señor y no sabrás a qué hora vendré sobre ti.

Así que en Éfeso, Pérgamo y Sardis la venida de Jesús era una advertencia, una amenaza. Pero ahora nos dirigimos a la carta a la iglesia de Filadelfia y Jesús le hace una promesa. Es una promesa para el fortalecimiento y el consuelo de la iglesia. Con el propósito de animarlos a perseverar en tiempos y lugares difíciles y recordarles que la prueba seria corta y que la recompensa estaba a la mano.

Si sabes que habrá una recompensa después de la prueba, la soportas porque sabes que no tendrás que resistir para siempre, y entonces coges fuerzas y coraje para seguir hacia adelante.

Por lo tanto Él le dice a la iglesia en Filadelfia, en Apocalipsis capítulo 3, versículo 10, “Por cuanto has guardado la palabra de mi paciencia, yo también te guardaré de la hora de la prueba que ha de venir sobre el mundo entero, para probar a los que moran sobre la tierra.” Luego versículo 11, “Vengo pronto; retén firme lo que tienes, para que nadie tome tu corona”.

Más adelante en el libro de Apocalipsis, capítulo 16, versículo 15, Cristo dice “He aquí, vengo como ladrón. Bienaventurado el que vela y guarda sus ropas, y en el último capítulo de la Biblia, Apocalipsis capítulo 22, hay seis referencias de la venida de Cristo. Jesús dice en el versículo 7, “He aquí, vengo pronto. Bienaventurado el que guarda las palabras de la profecía de este libro”.

Versículo 12 “He aquí, vengo pronto, y mi recompensa está conmigo para recompensar a cada uno según sea su obra.” Y el versículo 20, “El que testifica de estas cosas dice: Sí, vengo pronto. Vengo pronto”.

Es un tema de Apocalipsis pero no solo en Apocalipsis, es un tema central del Nuevo Testamento. Jesús habló varias veces a los discípulos acerca de su retorno y la urgencia de que estuvieran preparados para su regreso.

En Mateo capítulo 24, un capitulo clave sobre la venida de Cristo, dice: “Por eso, también vosotros estad preparados, porque a la hora que no pensáis vendrá el Hijo del Hombre.” Y esa hermosa promesa en Juan capítulo 14, en el versículo 3, que dice: “Y si me voy [mientras Él se preparaba para ir al cielo] y preparo un lugar para vosotros, vendré otra vez y os tomaré conmigo; para que donde yo estoy, allí estéis también vosotros”.

La segunda venida, es mencionada frecuentemente a través del Nuevo Testamento. Más de 300 veces. Hay capítulos enteros: Mateo 13, Mateo 24, Mateo 25, Marcos 13, Lucas 21. Hay porciones extensas en 1ra y 2da Tesalonicenses y como hemos mencionado grandes porciones en Apocalipsis que son dedicadas a este tema de la segunda venida de Cristo.

“Vengo Pronto”. Esa es la esperanza central de la iglesia del Nuevo Testamento. Y no solo en la era del Nuevo Testamento sino en toda época desde entonces, incluyendo la nuestra.

Primera Tesalonicenses 4:16, dice: “Pues el Señor mismo descenderá del cielo con voz de mando, con voz de arcángel y con la trompeta de Dios, y los muertos en Cristo se levantarán primero”.

Hebreos capítulo 9 “Así también Cristo, habiendo sido ofrecido una vez para llevar los pecados de muchos, aparecerá por segunda vez, sin relación con el pecado, para salvación de los que ansiosamente le esperan”.

1ra Juan 3:2 “Amados, ahora somos hijos de Dios y aún no se ha manifestado lo que habremos de ser. Pero sabemos que cuando Él se manifieste, (viene pronto) seremos semejantes a Él porque le veremos como Él es”.

¿Pudiste notar que es un tema importante del Nuevo Testamento? De hecho, se estima que uno de cada 25 versículos del Nuevo Testamento de alguna manera hace referencia a la segunda venida de Cristo.

Ahora, es un tema complejo cuando entras en los detalles del mismo. Y quiero empezar diciendo que existen desacuerdos entre cristianos evangélicos bíblicos en relación a ciertos detalles de la cronología y la secuencia de los eventos que rodean el regreso de Cristo.

Por ejemplo, y hablamos de esto en la última sesión, existe desacuerdo acerca de si el regreso de Cristo será al final de la era, para traer el nuevo reino eterno o si se llevara a cabo en dos etapas, la primera es el rapto pre tribulacional y entonces el regreso de Cristo después de la Tribulación para establecer Su Reino.

Todos los cristianos no coinciden en esto. Están en desacuerdo en este aspecto. Y es asombroso. He leído ciertos comentarios que dicen que en la escrituras está absolutamente claro que Jesús regresará para el rapto de su iglesia antes de la Tribulación y luego Él volverá siete años después para reinar y gobernar la tierra. Y para ellos está clarísimo.

Otros dirán con el mismo grado de certeza que es muy claro que la venida de Cristo no será en dos etapas, sino que Él regresará después de la Tribulación para reinar y gobernar la tierra con Su pueblo.

Y quiero hacer una sugerencia aquí, necesitamos extender gracia hacia aquellos que sostienen diferentes puntos de vista al respecto. Me refiero a cristianos genuinos comprometidos con la autoridad de las Escrituras pero que tienen diferentes interpretaciones, diferentes opiniones de algunos pasajes. Y recordarnos que estas áreas donde no estamos de acuerdo son de importancia secundaria, no de importancia primaria.

Así que no debemos romper nuestra comunión con aquellos que no están de acuerdo en esto. Tal vez existe algo de auto-defensa aquí, porque me pongo un poco nerviosa por las personas que van a enviar correos electrónicos con preguntas, como: ¿No sabes…? ¿No entiendes? y luego quieren demostrar su posición. Y nos envían una cadena de versículos, pero puedo decirte que he visto esos versículos y no creo que este del todo claro.

Si crees que está claro, me alegro que tengas esa certeza, pero creo que necesitamos extendernos gracia unos a otros. Pero ahora me quiero concentrar en lo siguiente. Hay mucho en lo que los cristianos bíblicos están de acuerdo en relación con la segunda venida de Cristo y ahí es donde me quiero concentrar, no solo en esta sesión, sino en los próximos programas donde hablaremos del regreso de Cristo.

Una cosa en que los cristianos bíblicos están de acuerdo sobre segunda venida de Cristo es que sucederá. Estamos de acuerdo que algún día Él regresará a la tierra. Él vino la primera vez como un bebé humilde, nacido en un pesebre. Y la segunda vez vendrá como un rey gobernante. Y no hay desacuerdo entre los que aceptan la escritura. Acabo de leer algunos de esos versículos y no hay desacuerdo que Él va a regresar, estamos todos de acuerdo en esto.

También estamos de acuerdo que el regreso de Cristo será repentino e inesperado. Jesús dice en Mateo 24:44 “Por tanto, también vosotros estad preparados, porque la hora que no pensáis vendrá el hijo del Hombre.” Ahora en varios pasajes podemos leer, que la Escritura dice, Jesús dice, “Vengo Pronto”. Él les dice esto a los creyentes en Filadelfia. “Vengo pronto”.

Algunas traducciones dicen: estoy a punto de llegar, “El inminente regreso de Cristo”. Tal vez has escuchado esa frase. El inminente regreso de Cristo. Ahora eso no significa que necesariamente sea de inmediato. Cuando Jesús dice “Vengo pronto”, Él dijo esto cientos de años atrás a finales del primer siglo. A la iglesia de Filadelfia Él le dijo, “Vengo Pronto”. Pero Él aún no ha regresado. ¿Significa esto que Él no cumplirá Su promesa?

El inminente regreso de Cristo no significa necesariamente que será de inmediato. Lo que sí significa, como dice un comentarista dice: es que “Cuando estos eventos ocurran, van a ocurrir de repente y rápidamente”. O podría significar pronto en vista del tiempo de Dios, que no está atado a nuestro tiempo, porque Dios vive en la eternidad. Así que si mil años son como un día para el Señor, entonces solo han pasado dos días desde que Él hizo esta promesa a la iglesia en Filadelfia— 2,000 años. Así que, ¿qué es “pronto” en la perspectiva del tiempo de Dios.

El inminente retorno de Cristo significa que puede suceder a cualquier hora. Por eso necesitamos estar preparadas. Será repentino. Será rápido. Será inesperado. No podremos saber cuándo sucederá, por lo tanto debemos estar preparadas para que suceda en cualquier momento.

Así que estamos de acuerdo con la certeza de la venida de Cristo, y también que sucederá sin aviso, de repente. También los cristianos están de acuerdo que la venida de Cristo será literalmente un evento físico. Él vendrá en cuerpo, regresará visible físicamente. Será un retorno personal de Cristo.

Y quizás pudieras preguntar, “¿Cuál es el punto de todo esto?” Bueno existe una corriente de la teología liberal que enseña que Cristo no volverá corporalmente. Dicen que es solo su Espíritu que regresará de nuevo a la tierra.

La Escritura deja ver claramente que el regresará en una forma que será visible. Apocalipsis 1:7, “He aquí, viene con la nubes y todo ojo le verá, (no es un fantasma) Es Cristo que viene. Hechos 1:11 dice, “Este mismo Jesús, que ha sido tomado de vosotros al cielo, EL ANGEL LE DIJO A LOS DISCIPULOS QUE ESTABAN AL PIE DEL MONTE, vendrá de la misma manera, tal como le habéis visto ir al cielo.

1 Tesalonicenses 4:16, “Pues el Señor mismo descenderá del cielo con voz de mando, con voz de arcángel y con la trompeta de Dios, y los muertos en Cristo se levantarán primero”. Es literalmente de forma física, corporal, visible la venida de Cristo.

Y los cristianos también coinciden los cristianos con el hecho de que el regresará en poder y gloria. El vendrá a reinar en poder como el Rey de reyes por toda la eternidad. Mateo capítulo 24, versículo 30 nos da ese sentido. “Entonces aparecerá en el cielo la señal del hijo del hombre y entonces todas las tribus de la tierra harán duelo, y verán al hijo del hombre que viene sobre las nubes del cielo con poder y gran gloria”.

También estamos de acuerdo cuando dice que la venida de Cristo alterará radicalmente la vida de toda persona que haya vivido o que esté vivo en ese momento. Algunas personas no sabrán que Él viene. Algunas no creen en su venida. Y algunas personas que le conocen y creen, puede que se hayan olvidado que Él viene. Pero Su venida tendrá un impacto radical, que alterará la vida de todo el mundo.

Tendrá un impacto radical y alterará la vida de aquellas personas que no creen porque cuando Él regrese, Él traerá el justo juicio de Dios sobre los que le rechazaron. Y Él va a vencer a todos sus enemigos, todos los que se le oponen, incluyendo la muerte misma, ¡alabado sea Dios!

Las Escrituras dice en 2da Tesalonicenses 1:7, que es un pasaje aleccionador, y que habla sobre el tiempo, “cuando el Señor Jesús sea revelado desde el cielo con sus poderosos ángeles en llama de fuego, dando retribución a los que no conocen a Dios, y a los que no obedecen al evangelio de nuestro Señor Jesús”.

Será un momento final definitivo, donde la ira eterna y el juicio de Dios caerán sobre todos los que se han negado a arrepentirse. Por eso es de tanta importancia, que proclamemos la Palabra, porque la puerta aún está abierta. Aquellos que se arrepientan y crean aún podrán entrar en el arca de seguridad, en el arca de la salvación de Dios a través de Jesucristo.

La segunda venida de Cristo será un acontecimiento que alterará la vida radicalmente, no solo para los no creyentes, sino también para aquellos que conocen a Cristo. Para nosotras como creyentes, el regreso de Cristo señala nuestra liberación del pecado. Y ¿alguien quiere celebrar eso? No más carne, no más a este cuerpo de pecado. ¡Libres del pecado! Por mi parte estoy esperando con ansias que pase eso y espero que tú te unas a mí también en esto.

Porque seremos como Él. Lo veremos a Él y la visión de Cristo quedara impresa en nosotros, Su semejanza, la imagen de Dios de una manera que no podemos entender ahora en su totalidad. Vamos a experimentar a partir de entonces para el resto de la eternidad una comunión sin impedimentos, sin obstáculos con Cristo.

Recibimos pinceladas de eso ahora. Lo experimentamos en una pequeña medida, pero tenerlo sin trabas sin obstáculos sin la incredulidad, la duda, el miedo, la vacilación será un gozo. Esa comunión íntima con Él sin obstáculos por toda la eternidad.

Con la venida de Cristo se solucionarán definitivamente todos los sufrimientos presentes. No habrá más lágrimas. No más dolor. Tantas cosas cambiarán para nosotras que celebramos por la fe la esperanza de Su retorno. Esa es nuestra esperanza.

Y para ese momento todos reconocerán que Él es Señor.  Filipenses 2:10-11, dice: “Para que al nombre de Jesús se doble toda rodilla de los que están en el cielo, y en la tierra, y debajo de la tierra y toda lengua confiese que Jesucristo es Señor, para gloria de Dios Padre”.

Y me encanta ese pasaje en Apocalipsis 19:11, uno de mis favoritos en toda la escritura. Nos brinda una descripción de uno de los aspectos de la venida. El apóstol Juan dice, “Y vi el cielo abierto y he aquí, un caballo blanco, el que lo montaba se llama Fiel y Verdadero (recuerdas, ¿Quién escribió la carta a Filadelfia?: El santo, el verdadero) y con justicia juzga y hace la guerra”.

¿Quién escribió esta carta a la iglesia en Filadelfia? El verdadero.

Y el que está sentado en él se llama Fiel y Verdadero, y con justicia juzga y pelea. Sus ojos son como llama de fuego, y había en su cabeza muchas diademas, y tiene un nombre escrito que ninguno conocía sino él mismo. Estaba vestido de una ropa teñida en sangre, y el nombre por el que se llama es la Palabra de Dios.

Y los ejércitos que están en los Cielos, vestidos de lino fino, blanco y limpio, le seguían sobre caballos blancos. De su boca sale una espada afilada para herir con ella a las naciones, y las regirá con vara de hierro; y Él pisa el lagar del vino del furor de la ira de Dios Todopoderoso. Y en su manto y en su muslo tiene un nombre escrito: Rey de Reyes y Señor de señores.

 

Jesús dijo. “Vengo pronto”. Y si has puesto tu fe en Cristo y has confiado en Él para que te salve de tu pecado, entonces puedes anticipar ese día con gozo, con anticipación, con entusiasmo. Y espero que tu corazón haya sido agitado hoy para pensar en cosas que no pensamos a menudo.

Y por otro lado, si has escuchado el sonido de mi voz y nunca has puesto tu fe en Cristo, no te has arrepentido de tu pecado y no has confiado en Él para salvación, entonces necesitas temer ese día porque Él que viene con ira y juicio contra los que tenían años y años y años para arrepentirse, pero se negaron a hacerlo. Él vendrá a ser el Justo. Que con justicia juzga y pelea.

Así que ahora es el momento para que tu caigas de rodillas ante Cristo y digas: "¡Oh , Jesús, yo creo, confío en ti, pongo mi fe en Ti, Tú eres mi Rey y mi Señor”. Entonces puedes anhelar esa segunda venida, el evento hacia donde se dirige toda la creación.

Carmen: Nancy DeMoss de Wolgemuth nos ha ayudado a fijar nuestros ojos en la esperanza que se avecina. Confío en que el mensaje de Apocalipsis 3 te anime a perseverar, al igual que animó a la iglesia del siglo primero en Filadelfia. Este programa es parte de una serie llamada Aliento para perseverar, una de las muchas series de este año sobre los mensajes a las iglesias en Apocalipsis.

Estas series van a cambiar tu perspectiva; te ayudarán a centrarte en el regreso de Cristo, y soportar las pruebas con esperanza. Por ejemplo, una mujer escribió este mensaje en nuestro blog:

“Estoy en medio de una tormenta feroz. Gracias por recordarme que Jesús ve y conoce y vendrá a mí en el momento preciso. Por favor, les ruego que oren por mí, para no desfallecer ni desanimarme. Quiero honrar a mi Señor y confiar en Él y esperar en Su liberación”.

Muchas mujeres como ella están recibiendo aliento debido a las oyentes que se asocian con nosotras en este ministerio. Aviva Nuestros Corazones es un ministerio que se sostiene por ofrenda. El programa no continuaría sin esto y sin las oraciones que recibimos. Si aprecias este ministerio y quieres verlo continuar, ¿considerarías hacer una donación? Puedes hacerlo directamente en nuestra página de internet, AvivaNuestrosCorazones.com, o llamando al 1-800-569-5959, desde EEUU o Canadá. Si llamas, especifica que deseas contribuir con el ministerio de alcance hispano.

Queremos recomendarte el libro de Nancy “Sea agradecido”. La gratitud es importante para Dios y cuando realmente ves lo que la Biblia dice sobre el tema, ese entendimiento transformará la forma como te mueves a lo largo del día.

La próxima semana Nancy continuará explorando nuestra esperanza en la venida de Cristo. Te esperamos en una próxima emisión de Aviva Nuestros Corazones.

Aviva Nuestros Corazones con Nancy DeMoss de Wolgemuth es un ministerio de alcance de Life Action Ministries.

Todas las Escrituras fueron tomadas de la Biblia de las Américas a menos que se cite otra fuente.

*Ofertas disponibles solo durante la emisión de la temporada de podcast.