Saltando de alegría | Día 5

¿De qué manera estás recordando la venida de Cristo al mundo en esta época navideña? Cada día durante el mes de diciembre, únete a nosotras para aprender acerca de las canciones de Navidad. Síguenos mientras experimentamos Las primeras canciones de Navidad por Nancy DeMoss Wolgemuth, y ábrele la puerta a lo extraordinario.

No sé cómo serás tú, pero no muchas cosas me hacen saltar de alegría. Pero mientras estudiaba la lectura de hoy, no pude evitar pensar qué podría ser tan emocionante como para saltar en el aire. Tal vez una araña que se arrastre fuera de las decoraciones navideñas que se han escondido en el sótano durante todo el año, pero eso es todo.

Sin embargo, como vemos en la canción de Elisabet, sin duda hay más por lo que saltar de alegría.

«Porque he aquí, apenas la voz de tu saludo llegó a mis oídos, la criatura saltó de gozo en mi vientre». Lucas 1:44 

El bebé Juan (que creció para convertirse en Juan el Bautista) estaba saltando de alegría por lo que Dios estaba haciendo a través de María: dando a luz a Jesucristo, el Mesías. «La oscuridad se tornaría en luz», escribe Nancy, «la muerte estaba siendo llevada a la vida. La desesperación se tornaría en esperanza... El gran y glorioso Dios, del cual los ángeles se cubren el rostro, vendría a la tierra como hombre».

Eso es algo, amigas, por lo que podemos saltar durante todo el año, no solo en época de Navidad. El gozo que encontramos en el nacimiento de Cristo es un gozo que nos puede llevar a través de una temporada de maravillarnos y maravillarnos de la obra redentora de Dios a través de Jesucristo.

Frasco de bendición de adviento

A lo mejor has visto los calendarios de adviento, esos que cuentan hacia atrás del 1 de diciembre al 24 de diciembre, pero ¿alguna vez has visto un frasco de bendición de adviento? Crea uno de estos frascos para ayudarte a ti y a tu familia a recordar las formas en que Dios te ha bendecido y las formas en que puedes bendecir a los demás en esta temporada. ¡Es fácil! Todo lo que necesitas son palitos de paleta y un frasco de cristal tipo jarra.

  1. Elige una organización o ministerio que acepte donaciones. Escoge uno que sea significativo para ti y tu familia. Tal vez sea tu iglesia, tal vez sea un ministerio paraecleasial. ¡Tú decides!
  2. Escribe las formas en que Dios ha bendecido a tu familia en los palitos de helado, uno por palito y por día, y colócalos dentro del frasco.
  3. Cada día durante la temporada de Navidad, saca un palito de paleta y lee la bendición. Coloca una cantidad de dinero (¡tú decides!) Que corresponde con el día de Adviento en el frasco . Por ejemplo, el día veinte, ponga veinte de cualquier denominación que elija en el frasco.
  4. Cuenta tus bendiciones y, al final de adviento, bendice a la organización elegida con el dinero que has recaudado.

Esta es una excelente manera de recordar todas las bendiciones que Dios nos ha otorgado. Abraza esta temporada con gratitud por todo lo que Jesucristo ha hecho.

¿Buscas más formas de hacer que esta Navidad sea significativa? Escucha este programa en Aviva Nuestros Corazones titulado Centrándote en Cristo en esta Navidad. Piensa y medita: ¿Cómo podemos desarrollar una sensación de asombro, gratitud y adoración durante la temporada navideña?

Ayúdanos a llegar a otras

Como ministerio nos esforzamos por hacer publicaciones de calidad que te ayuden a caminar con Cristo. Si hoy la autora te ha ayudado o motivado, ¿considerarías hacer una donación para apoyar nuestro blog de Mujer Verdadera?

Donar $3

Artículos relacionados

Únete a la conversación